Share this post

Desde que comenzó la cuarentena muchas mujeres están experimentando:

  • Pérdida de control en el manejo del hogar
  • Pérdida de un espacio de paz y tranquilidad dentro del hogar
  • Tener una casa desordenada y en muchos casos no tener ayuda en casa
  • Tener que ayudar a sus hijos con el “homeschooling” o la “crisis escolar”.

 

¿Te sientes identificada con algo de esto? Si eres hombre y estás leyendo este artículo, ¿crees que tu esposa/pareja se siente identificada con algo de esto?

 

En este artículo te hablaré sobre la pérdida de control y paz, así como el desorden. Todo esto como consecuencia incrementa los niveles de estrés, afectando tu salud mental de una forma significativa sin que te des cuenta. Las sensaciones que estás teniendo a raíz de esto pueden ser ansiedad, sentirte abrumada, desesperación, sentirte desamparada y mucho enojo.

 

No estás sola y déjame decirte que miles de mujeres están atravesando lo mismo que tú. Según un estudio realizado en Estados Unidos en abril, al 44% de los encuestados aseguran que les ha cambiado significativamente la vida con esta pandemia. A todos de alguna manera u otra nos está costando adaptarnos a esta realidad y estamos enfocados en esperar que todo regrese a la “normalidad”. Pero te pregunto, ¿crees que tu vida será como antes? ¿Qué cosas han cambiado en ti? ¿Cómo miras ahora la vida, la salud, la familia y el trabajo?

 

En vez de esperar que todo regrese a la “normalidad” te propongo que aceptes, vivas y le saques el máximo provecho a esta nueva realidad. Pero no enfocándote en ver todo lo positivo que esta pandemia te está trayendo a ti y tu familia. No de esa forma. La mentalidad es importante, pero acá me quiero enfocar en otra cosa. Y es un plan. Un plan para crear en conjunto con tu familia que les ayude a disminuir sus niveles de estrés. Te propongo 2 soluciones inmediatas para tener paz mental:

 

Crear un plan de convivencia

La dinámica familiar cambió completamente. Para lograr una transición exitosa realiza lo siguiente:

  • Identificar necesidades: Discutan con la familia qué es lo que cada uno necesita para estar feliz, tranquilo y en paz. Ejemplos: tiempo solos, casa ordenada, ayuda, etc.
  • Asignar roles y responsabilidades: Cada miembro de la familia debe estar a cargo de diferentes actividades dentro del hogar que ayudarán a que todos tengan momentos de descanso y productividad dentro de casa, así como ayudarse entre todos. Acá es importante que definan las reglas de la casa y las consecuencias de no cumplirlas para que todos se comprometan con el bienestar grupal.
  • Asignar momentos solos, en pareja y en familia: Definir qué actividades quieren hacer cada integrante de la familia solos, qué actividades realizarán en pareja y cuáles realizarán como familia. Esto con el fin de tener calidad de tiempo en cada uno de los diferentes aspectos de vida.

 

Limpiar el desorden y sacar lo que ya no se necesita

No voy a entrar en detalle sobre el gran efecto negativo que tiene en la salud mental el tener un hogar desordenado y con muchas cosas acumuladas que ya no se utilizan. Con este tema, más que un artículo se puede escribir un libro…

Lo que te voy a decir es que haciendo una limpieza fuerte y ordenando el hogar la energía cambia y la sensación de paz y bienestar se incrementan. Para lograrlo organízate de la siguiente manera:

  • Orden familiar: Que cada miembro comience por limpiar su propio cuarto y sacar todo lo que ya no use. Luego con toda la familia ir limpiando y ordenando los espacios más grandes y donde más tiempo pasan los integrantes. Hay muchos métodos buenísimo para hacer esto que puedes buscar en internet. Uno de mis favoritos es el método Konmari.
  • Evaluar qué te quedas: La mejor forma de saber si verdaderamente vale la pena que te quedes algo es hacerte las siguientes preguntas –
    1. ¿Lo uso?
    2. ¿Lo necesito?
    3. ¿Lo quiero? O ¿me encanta?

Si contestas que no a alguna de estas preguntas no lo pienses y saca eso de tu casa. Puedes donarlo, regalarlo, venderlo o tirarlo.

  • Haz que la experiencia sea divertida: Puedes poner música, hacer un juego con tu familia o hacer un reto. Se creativa y piensa en algo divertido y diferente que puedes hacer para no sólo hacer la experiencia buena, si no inolvidable.

 

Espero que estas recomendaciones te sean de utilidad, a mí me han ayudado mucho a poder maximizar mi tiempo y hacer más en esta cuarentena de lo que me hubiera imaginado.

Algo que es de suma importancia es que busques espacios de soledad para ti, para energizarte y dedicarte a ti, consentirte. Tanto nosotras como mujeres, así como nuestros maridos/pareja e hijos lo necesitan, por lo que es muy importante que cada miembro tenga su espacio.

Estoy actualmente evaluando hacer un retiro virtual de un día para mujeres que necesitan ese espacio para consentirse y hacer un nuevo plan de vida con esta realidad diferente.

Si te interesa saber más al respecto, escríbeme a: anna.stephanie.m@excedetupotencial.com

 

Si te gustó el artículo compártelo y comenta aquí abajo.

Comments

2

  • Gracias por el consejo, soy madre soltera y al terminar de leer le hice las preguntas a mi hija de 6 años con los juguetes y empezamos la dinámica de ordenar y sacarlos, y acordamos ir asi con varias cosas en la casa, en las próximas semanas de cuarentena.

    Responder
    • excedetupotencial

      Me alegra mucho saber que se organizaron con tu hija y las dos están ordenando la casa. ¿Cómo van?

      Responder

Deja un comentario